Imprimir esta noticia
CULTURA

El Festival de Música y Danza prevé un Requiem de Mozart inaugural el 25 de junio en la Catedral

Se prevé para el 9 de julio, cuando se entregará la Medalla del Festival de Granada a la "sanidad española"

Redacción | 20 de mayo de 2020
El director del Festival Internacional de Música y Danza de Granada, Antonio Moral, en rueda de prensa telemática (EUROPA PRESS)
El director del Festival Internacional de Música y Danza de Granada, Antonio Moral, en rueda de prensa telemática (EUROPA PRESS)

El Festival Internacional de Música y Danza de Granada prevé un concierto inaugural el próximo 25 de junio en la Catedral granadina en el que se interpretará el Requiem de Mozart en homenaje a las víctimas del coronavirus, que será el prólogo de la programación, aplazada por la crisis para los días 9 a 26 de julio si la desescalada lo permite.

Así lo ha anunciado este miércoles en rueda de prensa telemática el director del Festival de Granada, Antonio Moral, que ha adelantado que la programación, que mantiene en principio una Novena de Beethoven participativa para el 9 de julio, aunque con menos personas de las 300 inicialmente previstas, y los coros de la ciudad, cuya importancia ha destacado.

Habrá dos estrenos absolutos y una obra de encargo en esta programación, que viene prologada por el concierto, con la Orquesta y Coro Ciudad de Granada, bajo la dirección de Andrea Marcon, de la Catedral, que se podría tener que realizar en fase 3 si el Gobierno mantiene su criterio de que cada etapa de la desescalada conlleve al menos dos semanas, y por tanto al 50 por ciento del aforo.

Precisamente que el calendario llegara como mínimo a quedar encuadrado en la fase 3, que permitirá que los conciertos al aire libre acojan hasta a 800 personas en el público, fue la clave para seguir adelante con la idea de organizar el festival, ha precisado Moral, que ha señalado que siempre prefirió hacerlo en julio sobre septiembre, las dos opciones que estaban sobre la mesa pues respetaban el "espíritu" de la cita, que se caracteriza principalmente por los conciertos en la Alhambra.

La rueda de prensa se ha celebrado tras una reunión del consejo rector del festival que, ya en su anterior reunión, dio como fechas para su celebración entre el 9 y el 26 de julio, siempre que la desescalada lo permita, una precisión que ha vuelto a realizar este miércoles el director, que ha recalcado que Granada celebrará su edición de este año, al igual que Salzburgo (Austria) y Pesaro (Italia) en el resto de Europa.

Será el "nuevo festival de la nueva normalidad", y su programación, una vez modificada sobre la que se articuló inicialmente, será presentada en los próximos días, si bien Moral ha adelantado que incluirá la Novena, que será "participada y popular", con la Orquesta Ciudad de Granada, bajo la dirección de Miguel Ángel Gómez-Martínez, en el Palacio de Carlos V, y en homenaje a los sanitarios, que ocuparán aproximadamente la mitad del aforo.

Se prevé para el 9 de julio, cuando se entregará la Medalla del Festival de Granada a la "sanidad española", representada en los sanitarios granadinos, una novedad, según ha indicado el director, dado que siempre se ha concedido a una institución o personalidad. Habrá una segunda interpretación de la obra culmen de Beethoven el 10 de julio, fecha también prevista en la programación original. Un 70 por ciento de la nómina de artistas aproximadamente será nacional, por lo que sigue habiendo una destacada presencia internacional.

Todo ello estará condicionado a las medidas que dictaminen las autoridades según la evolución de la pandemia de covid-19, ha resaltado también Antonio Moral, que ha hecho hincapié en el carácter solidario de esta su 69 edición, que, al celebrarse, no romperá la tónica del Festival de Granada, que, en su etapa contemporánea, siempre se ha realizado cada año, y, a lo largo de su extensa historia, que se remonta a finales del siglo XIX, solo ha dejado de organizarse en 1920, en periodo de Entreguerras, y 1938, en plena Guerra Civil, ha detallado.

La adaptación a estas circunstancias "muy especiales" se deja ver también en que lo que se pueda recaudar en el Requiem de Mozart, para cuya organización ha agradecido la colaboración del Arzobispado de Granada, irá destinado a Cáritas y Banco de Alimentos. Será el primer concierto abierto que se celebrará en tres meses previsiblemente en el ámbito europeo, ha agregado.

Igualmente, coproducido con la Fundación "la Caixa", que está llevando a cabo una intensa labor social con las personas que han quedado desprotegidas a causa de la actual pandemia, se retransmitirá por televisión.