GRANADA es noticia
La casa de las mamparas
Publicidad

Asaja Granada reclama a la Junta que exima del pago de tasas a los afectados por el incendio de Lújar

Es “injusto que los perjudicados y no causantes paguen, además, por la extinción del fuego”

El incendio arrasó unas 2.000 hectáreas

El incendio arrasó unas 2.000 hectáreas

Asaja Granada ha reclamado a la Junta de Andalucía que exima del pago de las tasas a los afectados por el incendio de Lújar porque es “injusto que los perjudicados y no causantes paguen, además, por la extinción del fuego porque “es prioritario recuperar la zona de monte devastada pero también habilitar una línea de ayudas para levantar las fincas asoladas y los cultivos perdidos”.

Según la organización, el incendio de Lújar ha sido el más “devastador” desde el año 2005 en la provincia de Granada con 2.000 hectáreas quemadas (el 80 por ciento del municipio), de las cuales más de 1.500 pertenecen a particulares, el 75 por ciento de la superficie que ardió, no solo monte sino también fincas y cultivos, invernaderos, así como algún negocio turístico.

Se han quemado unas 900 hectáreas de laderas arbustivas y con encinares en la cara Sur de la Sierra de Lújar que “no volverán a su estado anterior hasta dentro de 10 o 20 años” y ha desaparecido un alcornocal, en la zona centro, de alto valor ecológico (unas 300 hectáreas) por la diversidad de especies que albergaba tanto de flora como de fauna (el mayor de la provincia de Granada junto el del Haza del Lino): lentiscos, enebros, olivillas, aladiernos, manchas de jaras y brezos, palmitos, pinos carrascos e incluso algún quejigo, así como un catálogo impresionante de setas.

La recuperación del monte es, para Asaja, una tarea prioritaria a la que deben aportarse recursos económicos elevados, así como a labores de prevención como la contención de la erosión o realización de desbroces que actúen de cortafuegos y “la Junta de Andalucía no debe minimizar el hecho de que los afectados, alrededor de 500, según el propio Ayuntamiento son también damnificados que han visto arder sus propiedades y perdido sus cosechas y que el pago de las tasas de incendios a la que se ven obligados por la Ley de Prevención y Lucha contra Incendios Forestales de 1999 es injusto, no siendo, por lo demás, causantes del desastre natural”.

Desde Asaja Granada han instado a la administración autonómica a que se “preocupe” también de los daños a los agricultores y ganaderos y propietarios forestales exonerándoles del pago de las tasas y habilitando una línea de ayudas específicas que ayude a la regeneración de los terrenos forestales, agrícolas y ganaderos calcinados por el incendio y minimice pérdidas.

Ha pedido al Gobierno Central, asimismo, que conceda ayudas para reposición de plantas o reducción de impuestos y han demandado un cambio en la política de conservación de montes que retome el aprovechamiento de sus recursos (madera, resina, setas, corcho, plantas aromáticas, trufas, biomasa) como modo de evitar su abandono y el incremento de la vegetación incontrolada que actúa como combustible forestal.

Etiquetado como:

Acerca del autor

Artículos relacionados

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.