GRANADA es noticia

Sindicatos destacan la bajada del paro, pero señalan que urge revertir la precariedad laboral en Granada

En Granada, en julio de 2018, el paro registrado en los Servicios Públicos de Empleo ha sido de 81.057 personas, 689 menos que el mes pasado (-0,84%), y hay 1.776 personas inscritas en paro menos que hace un año (82.833) cuando descendió el desempleo en 394 personas

Tras conocer las cifras de desempleo del mes de julio de 2018, Juan Fco. Martín, Secretario General de UGT Granada, las valora positivamente, pero señala que a pesar de estos buenos datos, las cifras también muestran que la fase de expansión económica que vivimos se nutre de empleo de baja calidad. En la temporada de verano se produce un fuerte aumento del empleo temporal, aunque opina que no se trata meramente de una cuestión estacional ya que el empleo temporal sigue aumentando durante todo el año. Así, el representante sindical cree que en nuestro mercado de trabajo sigue ascendiendo la temporalidad según se va generando empleo y sigue enquistada la parcialidad involuntaria y otras formas de subempleo. Y ello, sin olvidar el efecto “desánimo”.

A su juicio, la herencia del anterior Gobierno, y de su nefasta reforma laboral, está permitiendo la extensión de la precariedad y de la desigualdad en el mercado laboral en la provincia de Granada. Asimismo, afirma Martín (UGT) se está produciendo un avance de la precariedad en el desempleo, con una extensión del paro de larga duración, de los hogares con todos sus miembros en paro, una tasa de cobertura que no logra subir del 56% y unas políticas de empleo que no están siendo efectivas a la hora de mejorar las posibilidades de trabajo de las personas paradas, en especial de las de larga duración, jóvenes y mayores de 55 años.

Por todo ello, el ugetista advierte de los peligros que entraña este modelo de crecimiento que ha impulsado el anterior Gobierno, basado en la precariedad y los bajos costes. Ante esto, el representante del Sindicato señala como imprescindible un cambio en las políticas económicas y de empleo. Los Presupuestos Generales del Estado para 2019 deben reflejar, por una parte, el estímulo a los factores que permiten a una economía crecer de forma sostenible, en industria, innovación y conocimiento, logrando aumentos de productividad y competitividad. Y por otra parte, para el sindicalista de UGT las políticas de empleo deben enfocarse a la creación de empleo de calidad y con derechos, a la mejora de los salarios de la población, a la reducción del desempleo de larga duración, a través de la protección de las personas y el impulso de las políticas activas desde lo público.

Todo ello, concluye, es necesario y fundamental para encarar una etapa de crecimiento sostenible y conseguir reducir los altos niveles de desigualdad y pobreza existentes.

Para CCOO la precariedad laboral es una lacra constante en el mercado de trabajo granadino, los datos lo demuestran mes a mes: concretamente en julio el 95% de los contratos celebrados tiene carácter temporal. En muchos, se trata de contratos en situación de fraude de ley, ya que se realizan a tiempo parcial para después prolongar las jornadas.

El sindicato destaca que pese a la reducción del paro, siguen siendo 9.059 mujeres más que hombres las que permanecen inscritas como demandantes de empleo, encontrando ellas más dificultad a la hora de acceder al mercado de trabajo.

CCOO alerta que gran parte del empleo creado, por su carácter temporal, desaparecerá tras el verano. Es por ello que vuelve a reivindicar para la provincia un modelo productivo anclado en la industria y en actividades vinculadas a la investigación y la innovación. Para el sindicato urge además revisar salarios al alza y estabilizar las plantillas en las empresas para una población trabajadora que ha sido muy castigada durante los últimos diez años.

Valoración de la patronal

Para el presidente de la Confederación Granadina de Empresarios (CGE), Gerardo Cuerva, ha calificado hoy como positivos los datos de desempleo y afiliación a la Seguridad Social, que confirman el buen comportamiento del mercado de trabajo en el mes de julio. Granada ha registrado una caída de 689 parados (-0,84%), lo que rebaja la cifra total de desempleo a 81.057 personas, el nivel más bajo desde agosto de 2009. Este es el quinto mes consecutivo en el que el mercado laboral granadino consigue reducir la cifra de paro, acercándose más que nunca a la barrera de los 80.000 desempleados desde que comenzó la crisis. Además, la provincia ha conseguido recuperar 425 afiliados, elevando el número de inscritos en la Seguridad Social a 326.003 personas.

“Baja el paro y aumenta el empleo, lo que sin duda es una muy buena noticia para la economía granadina”, explica el presidente de la CGE, que indica que los datos son todavía más satisfactorios porque van en la línea de los registrados en el resto de España. En julio, y al contrario de lo que suele ocurrir, Granada ha tenido un comportamiento muy similar al del conjunto español, y ha mejorado los datos andaluces. El ritmo de reducción del desempleo que ha registrado la provincia en julio es prácticamente el mismo que la media española (-0,86%) y supera la caída registrada en Andalucía (-0,70%).

Todos los sectores excepto la construcción (que ha sumado 22 parados, hasta los 8.719) han contribuido a mejorar los indicadores laborales de Granada. La agricultura ha sacado del paro a 78 trabajadores, lo que deja el número total de desempleados del sector en 7.342; la industria registra 79 parados menos (el total es de 4.312); y los servicios confirman su papel de motor de la economía granadina con 469 parados menos (52.314 en total).

Con todo, los datos de julio no esconden que Granada “continúa sin aprovechar su potencial turístico durante los meses estivales”. Gerardo Cuerva lamenta que la provincia no sea capaz de igualar el ritmo de reducción del paro de otras provincias de litoral como Cádiz (-2,56%) y Málaga (-1,66%), que lideran la caída del desempleo en Andalucía.

Además, Granada no sale tan bien parada si se observa la evolución interanual del desempleo. Desde julio de 2017, la provincia apenas ha conseguido rebajar el paro en 1.776 personas, un 2,14% que es a todas luces “insuficiente” para un mercado de trabajo que se ha visto muy dañado por la crisis. Este ritmo sí que refleja el desequilibrio en la recuperación con el resto del territorio, ya que Andalucía ha reducido el desempleo un 3,71% en el último año y España lo ha hecho un 6,02%, casi el triple que Granada.

El presidente de la CGE indica que los buenos datos de los últimos meses no enmascaran el hecho de que aún queda mucho trabajo por hacer. “Todavía nos queda un largo camino para recuperar los niveles de empleo previos a la crisis”, indica Gerardo Cuerva, apuntando que en julio de 2007 apenas había 43.856 granadinos inscritos en las listas del paro. “Bajar de la barrera de los 80.000 parados es muy importante, pero no podemos olvidar que aún tenemos casi el doble de personas sin trabajo que antes de la crisis. Es necesario acelerar el ritmo de caída del desempleo”.

Etiquetado como:

Acerca del autor

Artículos relacionados

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.