GRANADA es noticia
NovaHit Granada
Publicidad

TINTA FINA

Tiempo de descuento

Enrique Pérez (GRN)

Enrique Pérez (GRN)

Cuando se mantiene viva la expectativa de ganar el objetivo después de haber agotado el tiempo reglamentario y tras una jugada elaborada con un ¡UUYYYYY! de la afición por el casi gol de tacón, quiere decir que hay partido para los forofos aunque queden los minutos basura.

En la política nuestra de cada día caben todo tipo de comparaciones, metáforas, eufemismos, etc., etc.; por caber, tienen cabida los catálogos de peyorativos que despliegan todos los actores políticos en escena.

Siempre hay que decir algo para denostar al contrario; esta es la técnica de los politicos que discuten el gobierno de España.

Todo lo contrario de construir dialogando, negociando, cambiando posiciones, flexibilizando posturas, etc., etc. es lo que hacen esta banda de incompetentes que supuestamente nos representan a todos.
Están dejando a la deriva la nave a merced del viento y las corrientes, la incapacidad para crear acuerdos que culminen en un gobierno de coalición es la evidencia de que, lo que menos o nada importa es el interés general, y que anteponen el interés partidista y particular.

Esto es enseñar el plumero; o lo que es lo mismo reírse en la cara de todos los electores a mandíbula batiente puesto que son quienes pagan sus apreciables emolumentos.

A este paso vamos a otras elecciones que aclaren el arco iris de colores azules, rojos, morados y naranjas que nos destella y confunde; luego, se puede afirmar que estamos en tiempo de descuento y en precampaña electoral otra vez, ya van a ser dos años perdidos con las sucesivas citas electorales durante el 2015 y, ahora, el corriente que se traducen en tiempo y dinero perdido por la incertidumbre y por el coste económico que supone.

Todo está en stand by en espera de ver qué ocurre con el gobierno del país y eso paraliza proyectos iniciados, retrasa los que se iban a acometer, espanta a inversores extranjeros y descoloca a todo tipo de inversores patrios; o sea, en estado de reposo inquietante o tensa calma para todo quisque inversores, empresarios, trabajadores, desempleados, funcionarios, estudiantes, jubilados, emigrantes, inmigrantes, etc., etc.

En el tiempo de descuento que resta tendrían que abandonar la cancha los titulares incapaces de resolver el partido en los 90 minutos sin dar lugar a que el árbitro pite el final.

@enriquepmarti

Etiquetado como:

Acerca del autor

Artículos relacionados

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.