GRANADA es noticia
NovaHit Granada
Publicidad

La asamblea general de Caja Rural Granada aprueba un informe de gestión de 2017 con beneficio de 26,1 millones

El presidente de Caja Rural Granada, Antonio León, ha presentado un análisis del contexto económico en el que la entidad desarrolla la actividad
Caja Rural Granada ha celebrado este jueves su asamblea general ordinaria, en la que los socios han aprobado por unanimidad todos los puntos previstos en el orden del día, entre los que se encuentran el informe de gestión, las cuentas anuales, el informe de auditoría, la propuesta de distribución de excedentes o la ratificación a la adhesión del Mecanismo Institucional de Protección de las Cajas Rurales, entre otros.

El presidente de Caja Rural Granada, Antonio León, ha presentado un análisis del contexto económico en el que la entidad desarrolla la actividad, explicando los aspectos más importantes desde el punto de vista financiero y de resultados durante el pasado ejercicio, en el que Caja Rural ha obtenido un beneficio de 26,1 millones; el balance ha cerrado en 5.435,5 millones de euros y la ratio de solvencia es del 18,08 por ciento, una de las más elevadas a nivel nacional.

El presidente también ha destacado el compromiso de Caja Rural con la sociedad a través de Fundación y del Fondo de Educación y Promoción, a los que se destinaron durante 2017 un total de 3,2 millones de euros, invertidos en el desarrollo de actividades culturales, sociales, deportivas, asistenciales y de fomento del cooperativismo, “que repercuten en la mejora del bienestar social de nuestro entorno”.

El director general de Caja Rural Granada, Jerónimo Luque, ha presentado a la asamblea con mayor detalle las cuentas anuales y el informe de gestión correspondientes al pasado ejercicio.

Durante 2017, Caja Rural obtuvo un beneficio después de impuestos de 26,1 millones de euros, de los que 19,9 millones irán a incrementar sus reservas, reforzando aún más sus recursos propios y sus perspectivas de crecimiento futuro. El resto estará destinado a nutrir el Fondo de Educación y Promoción y a retribuir las aportaciones al capital de sus socios.

Así, la cooperativa de crédito granadina alcanzó en 2017 un volumen de capital y reservas de 535 millones, con una ratio de capital total (solvencia) del 18,08 por ciento, 0,77 puntos más que en 2016 y muy por encima del legalmente exigido, siendo una de las entidades más solventes del sector.

Todo ello, gracias a una “excelente” labor de la plantilla de la entidad, que alcanza los 799 empleados, y a una amplia red de oficinas, 194 sucursales, repartidas en las provincias de Granada (154), Málaga (30), Almería (9) y Madrid (1).

En cuanto al margen financiero, en valor absoluto, alcanzó los 83,9 millones, lo que supone una reducción del 10,9 por ciento respecto a 2016, como consecuencia del entorno actual de bajos tipos de interés, que ha afectado, de forma apreciable, a la rentabilidad del activo. Las comisiones netas se cifran en 31,2 millones.

Los costes de explotación alcanzan la cifra de 67,3 millones, un 0,9 por ciento inferior a la registrada en 2016, gracias a la política de contención y reducción del gasto emprendida por la entidad: el margen de explotación, con 56,9 millones, evidencia la capacidad de generación de ingresos de la entidad y su “rápida” adaptación a las cambiantes condiciones del mercado, demostrando la eficacia en la gestión de los recursos y costes.

Por otro lado, la Caja ha continuado con la labor de saneamiento de los activos más allá de las exigencias normativas. Las dotaciones netas en el ejercicio han supuesto 43,8 millones, mejorando la cobertura de los activos problemáticos y aumentando la calidad de la inversión crediticia, que se complementa con una relevante valoración de las garantías que la respaldan.

El continuo reforzamiento de los recursos propios permite obtener unas ratios de capital muy por encima de las legalmente exigidas. Así, Caja Rural Granada cierra el ejercicio 2017 con un volumen de capital y reservas de 535 millones. La ratio de solvencia se sitúa en el 18,08 por ciento, siendo la ratio Common Equity Tier 1 (CET 1) del 17,57 por ciento, “una creciente cifra que mantiene, un año más, a Caja Rural Granada en el grupo de las entidades más solventes del sector”.

En cuanto a la inversión crediticia, al finalizar 2017, el saldo de esta figura del balance ascendía a 3.111,9 millones, habiendo aumentado 110,7 millones en dicho año, un 3,7 por ciento, por encima de lo registrado por el resto del sector, lo que ha favorecido un incremento de la cuota de mercado. En la provincia de Granada, dicho incremento ha sido de 30 p.b., pasando del 14,67 al 14,98 por ciento.

La base de clientes en 2017 alcanza los 418.716, de los que 104.242 son, a su vez, socios; es decir, uno de cada cuatro clientes es, además, socio de Caja Rural Granada, lo que consolida el modelo de negocio, basado en el cooperativismo.

Etiquetado como:

Acerca del autor

Artículos relacionados

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.