GRANADA es noticia
PopFm Granada
Publicidad

CSIF Granada pide mayor control al SAS ante la situación excepcional que viven las urgencias sanitarias

El sindicato exige al SAS que, ante una radiografía que se repite todos los años, sea “más previsor

CSIF Granada denuncia la escasez de recursos humanos y materiales que ha tenido el Plan de Alta Frecuentación durante el periodo navideño y el inicio de año y que ha ocasionado graves problemas en los centros de atención primaria y en las Urgencias hospitalarias de la provincia durante las fiestas, poniendo de manifiesto de nuevo la mala planificación del Servicio Andaluz de Salud (SAS), que vuelve a fracasar en su política de refuerzo y sustituciones, tal como ocurrió el pasado verano con el cierre de unidades.
En este sentido, el sindicato señala que, si bien cada año se repite la misma escena (urgencias abarrotadas, pacientes en los pasillos, eternas demoras para una catalogación inicial o para la asignación de una cama en ingreso, falta de profesionales y contrataciones insuficientes) la realidad es que este año el panorama sanitario en Granada se ha convertido en un caos porque a esta situación inicial se le ha unido la desfusión. En este sentido, Victorino Girela, responsable de Sanidad en CSIF Granada, explica que “no hay urgencias finalistas en realidad por lo que las urgencias del Campus de la Salud atienden fundamentalmente patologías neurotraumatológicas en detrimento de las urgencias del Virgen de las Nieves que concentran las patologías cardiorespiratorias, mayoritarias en esta época de alta frecuentación”.
Por ello, lo considera como un “cóctel explosivo que ha convertido a las urgencias del Virgen de las Nieves en un auténtico hospital de guerra con pacientes en los pasillos, sin camas ni carros suficientes”. Además, añade, “se ha llegado a habilitar el puesto de enfermería como una unidad de observación improvisada, poniendo en riesgo tanto a los pacientes allí tratados como a los propios profesionales sanitarios porque este cubículo ni es un espacio aislado ni ofrece condiciones de seguridad suficientes”.
Girela denuncia que “durante estos días, se han concentrado hasta 350 o 400 pacientes en las urgencias de este hospital en un solo día, que han tenido que soportar hasta diez o quince horas para ser atendidos”. “Esto pone de manifiesto”, añade, “que “todas las medidas adoptadas por el SAS están resultando ineficaces, desde los refuerzos contratados en el plan de Alta Frecuentación hasta la habilitación de más camas en el antiguo Hospital Clínico y de nuevas zonas abiertas en el Virgen de las Nieves para suplir la falta de espacio”. Asimismo, el responsable de Sanidad afirma que “los residentes, personal que debe estar tutorizado por un profesional de urgencias responsable en todo momento del trabajo que realizan, están sufriendo un auténtico calvario asumiendo funciones que no les competen como tener que dar altas sin ser supervisadas por encontrarse solos en muchos momentos”.

Por ello, desde CSIF Granada se pide al SAS que planifique la mejora de las condiciones laborales para fidelizar a los profesionales ante un maltrato mayúsculo que obliga a muchos sanitarios a elegir entre la precariedad o la emigración a otras comunidades y pide mayor control ante una epidemia de la gripe que aún no ha llegado a su pico más alto ni ha sido declarada como tal de forma oficial, por lo que la situación podría empeorar aún más.

Acerca del autor

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.